Mozote3
Juan Roberson Campos Morán

Juan Roberson Campos Morán

Estudiante de Ética organizacional y responsabilidad social.

#EstudianteUFG: Tres esquemas para entender la masacre de El Mozote

Basándome en tres noticias y un video he redactado este ensayo desde una perspectiva ética y objetiva sobre esta situación. En este verán temas de valores, la ética aristotélica, la epistemología del caso, lo que dicen las leyes, sobre quién tiene la razón, el problema de la ética del fin y los medios, de la libertad humana, de la obligación moral, sobre factores que afectan la ética, corrupción y lo visto en clase hasta el momento. 

Noticias 

https://www.bbc.com/mundo/noticias-america-latina-47425381 

https://centroamerica.cristosal.org/2018/12/12/el-mozote-ha-desafiado-la-impunidad-en-elsalvador/ 

https://www.rfi.fr/es/20200125-general-salvadoreno-niega-responsabilidad-en-masacre-de-elmozotedurante-la-guerra-civil 

Video 

https://www.youtube.com/watch?v=pJNRxFCsbmA 

Es importante mencionar que en cada uno de los esquemas que presentaré se trata la manera de 
comprender que desde lo legal y hasta lo intelectual filosófico la masacre de EMozote fue un acto genocida y que hasta el momento no ha tenido su justicia. 

Los esquemas representan una síntesis, no son precisamente los únicos para abordar el 
tema, pero parecen ser esenciales para hacer un pequeño análisis desde la perspectiva epistemológica, puesto que se pretende validar con argumentos válidos de que lo que se pronuncie está respaldado bajo un pilar legal. 

Desde el asesinato de monseñor Romeroel ejemplo claro de que hacerse preguntas o cuestionar un hecho ilegal, la filosofía era callada con la muerte, es triste pensar que la sociedad intelectual de aquel tiempo era asesinada si criticaba un suceso. 

Puede ser que, en su momento, el marco legal de El Salvador cayera en vacíos donde se podría aprovechar para sacar ventaja y poder realizar hechos delictivos por quienes manejaban el poder, sin embargo, eso no da la pauta para poder cometer genocidios tal y como pasaba en esa época en el país de Chile y su presidente Pinochet. 

El primer esquema nos trata de explicar cómo los reglamentos y leyes del país deberían de haber actuado para poder penalizar cada uno de los eventos que sucedieronen este caso la masacre de EMozote y también de señalar cada uno de los factores por lo que el país pasaba como nación, por ejemplo, el desacuerdo entre el sector campesino y la burguesía. En la actualidad sigue existiendo una brecha, pero en esa época donde no existía la tecnología, los derechos laborales eran pisoteados junto con el sector agro, industrial textil y comercial por medio de autoritarismo, totalitarismo y patriotismo. 

Las administraciones de gobierno llevadas por personas con rango de coronel fue una de las peores etapas que el país pudo haber pasado como nación ya que en la época del coronel Maximiliano Hernández Martínez, expresidente de El Salvador, inició o mejor dicho continuó con la tortura y asesinato de salvadoreños campesinos, personaje que asesinó a Farabundo Martí y hasta a su propio hijo cuando le expresó “no te mato yo, sino la ley reclama su justicia” son formas de gobernar de estudios cursados en antisemitismo lo cual recalca que en una sociedad pensante corre peligro el poder patriótico. 

Por tanto, los valores éticos no prevalecen ante una dictadura de ese nivel lo cual define el terrorismo y el pánico ante las sociedades, no existe la libertad de expresión, y los medios de comunicación son manipulados con el fin de enaltecer las barbaries y dejar los valores éticos como un adorno, ignorar la libertad humana y la obligación moral es parte de su juego grotesco y los que habitamos pagamos las facturas: justos por pecadores. 

En el segundo esquema lo que se intenta dar a comprender son todos los eventos y masacres que han dejado a El Salvador como una nación violenta, desangrando y llorando lágrimas de sangre porque teniendo todas las armas para hacer justicia la misma no puede ser ejecutada porque los mismo que la hicieron cometieron los delitos que hasta hoy en día siguen ocultando los documentos que pueden culpar y hacer pagar bajo la ley con justicia. 

En el esquema se enmarcan los hechos y los pilares legales que la respaldan para poder tener mayores referencias; como anteriormente se expresó no se trata de plasmar una serie de leyes y códigos vociferando que son los únicos; para nada, pueden existir muchos más que no podemos alcanzar pero que sería de mucho beneficio. 

Era y sigue siendo una amenaza el poder de preguntarnos por algo o el cuestionarnos y hacernos preguntas de todas las formas posibles con el fin de encontrar la respuesta. Sin embargo, eso le salió muy caro a El Salvador; la masacre en la UCA de los Jesuitas y la masacre de los estudiantes de la UES se trataba de aniquilar a la sociedad pensante, la que despertaba a la defensa por los desvalidos dejando un propósito que no simplemente se basaba en la lucha de poderes sino en la lucha por la igualdad y equidad de las cosas. 

Las desigualdades que se mencionan en el esquema podrían ser las más específicas como la lucha económica, el poder del dinero y a quienes se trataba de vender el país para que otros sacaran el mayor provecho posible, dejando sin recursos a El Salvador. Pero, el recurso más valioso es el humano, claro es preciso definir que como humanos no somos un recurso reemplazable violando derechos por lo tanto interprétese recurso humano como la fuerza laboral primordialmente, luego los recursos naturales como el sector agro, pesquero y avícola. 

Los poderes ejecutivo, judicial y legislativo formulaban políticas económicas y sociales que solamente beneficiaban a un grupo de personas las que se enriquecían bajo el esfuerzo de los campesinos y trabajadores urbanos. 

El derecho laboral sufría de muchas violaciones dejando en claro que el problema de la ética moral no era un factor que les preocupara en el momento igual que la libertad humana y de expresión y la obligación moral. El punto en juego de la filosofía en el esquema explica cómo al pronunciamiento de masas para hacer cumplir sus derechos y deberes los llevó a la muerte siendo callados en su momento, pero la filosofía nunca muere y existe dejando un legado esencial en aquellos que persiguen el mejoramiento de una sociedad no para hacer lo que se antoja y que el fin justifique los medios, sino, como lo volvemos a repetir, en que en la sociedad exista unión, inclusión, libertad, igualdad y equidad. 

El último esquema representa el cómo se trata de comprender en tres dimensiones el problema de la guerra y en específico la masacre de EMozote, teniendo en cuenta como la primea dimensión de los problemas económicos, sociales, culturales y políticos; la segunda es la dimensión epistemológica aristotélica y El Salvador Internacional. En cada uno de ellos reflexionar punto por punto. 

Por ejemplo, los factores económicos, políticos y sociales tuvieron mucho que ver en cada uno de los sucesos desde el coronel Maximiliano Hernández Martínez que ejecutó la orden por la masacre de los campesinos que revelaron sus quejas del porqué se les expropiaba de sus tierras para entregárselas a otros. Eso llevó a la muerte de cientos de campesinos los que solamente reclamaban por sus derechos, pero en esa época como se ha dejado claro no existía ningún remordimiento por la ética y los valores, la equidad y la igualdad de los derechos humanos. Sin embargo, ante sistemas económicos y de gobierno donde impera el patriotismo, nacionalismo y totalitarismo, su primordial herramienta es el miedo y el pánico, lo cual se conduce pasando por encima de las leyes. Es entonces una dimensión a la que habría que cuestionar y preguntar muchas cosas sobre las herramientas, políticas y pensamientos que llevaron a cabo para poder ejercer su administración; se podría decir que fue la del miedo, pero en eso habría que profundizar más y obtener respuestas. 

Eso mismo intentó la filosofía aristotélica. Entonces vemos cómo terminó en un genocidio de estudiantes universitarios de diversas carreras y la muerte de los Jesuitas en la UCA. 

Volvemos a ver su función de imponer miedo ante los pronunciamientos buscando las respuestas que solamente se sabían pero que eran ocultadas por el gobierno, bajo el beneficio de grupos de exterior y locales, y así desgastar a la nación lo más que pudieran. 

Es triste saber que una comunidad de una época pasada fuera sacrificada para que hoen día entendiéramos el poder de la epistemología, la filosofía y su conocimiento en las ramas del saber tales como la economía y la jurisprudencia. 

Hoy en día podemos decir que no existe la justicia ante la barbarie ocurrida en nuestro país y que solamente entro nosotros mismos compartiendo nuestro conocimiento es como la filosofía que en un momento quisieron callar ahora en día sigue viva en la mente de más personas que compartimos un mismo sentir ante la equidad e igualdad de El Salvador. 

Comparte disruptiva

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Share on print
Share on email